Las Grandes Quebradas de Detroit

137632Para un ciudadano norteamericano Detroit representa la cuidad del automóvil, es aquí donde hacen vida las Tres Grandes de las industria automotriz de Estados Unidos, estamos hablando de General Motors, Ford y Chrysler. Estas tres grandes empresas forman parte del sueño americano; esa vida feliz que se expone en las películas donde todos tienen una casa blanca con jardín al frente, un perro, dos hijos, una hermosa pareja y como olvidar, un excelente deportivo o todo terreno.

La idea del American Muscle Car esta en el corazón de los norteamericanos, el sueño de tener ese vehículo de enormes prestaciones, motores que consumen grandes cantidades de combustible y dotan al conductor de un gran confort, suavidad, velocidad y espacio, estos vehículos que se han encargado de producir las tres grandes para mantener el sueño vivo.

Lamentándolo mucho para su tradición empresarial y social parece que este modelo de vehículos está caducando, la Chrysler, la Ford y la GM se encuentran actualmente quebradas y en un proceso de reestructuración bastante importante. ¿La principal causa? Producir grandes carros pocos eficientes en el uso de sus recursos, vehículos de grandes prestaciones pero muy costosos de fabricar y mantener, mientras que el resto de las empresas del sector buscan hacer carros más pequeños, más eficientes en el uso del combustible y mucho más económicos. Mientras GM fabrica Tahoe, Chrysler Dodge Ram y Ford Expedition, los japoneses (nuevos reyes del mercado) fabrican Yaris, Mazda 2, Tiida y no hablemos del diseño europeo, especialista en sacar vehículos de dimensiones reducidas y motores mínimos como Twingos, Smarts, 206, C2, etc.

Ante esta situación y aunado a la crisis mundial,  el sector automotriz de los Estados Unidos recurrió al Estado para pedir financiamiento y salvar las empresas, con la excusa de que estas empresas se encontraban en el corazón de los ciudadanos. El congreso y más específicamente el presidente Barack Obama dieron la negativa al financiamiento porque este no garantizaba la sostenibilidad de las empresas a largo plazo, solo serviría para mantener la vigente la ineficiencia de este sector. Sin embargo el gobierno conciente de lo que puede suceder si efectivamente estas empresas cierran dejó abierta la posibilidad de asistirlas siempre y cuando tuvieran un nuevo norte.

La solución más viable (y más justa desde mi punto de vista) fue la que se tomó con GM hace un par de días, se declaró la empresa en quiebra, el Estado compró el 61% de las acciones y a partir de esto se creará una nueva GM, más pequeña, con menos marcas, con menos plantas y orientada a diseñar vehículos mas pequeños y eficientes. Y lo mas importante, el Estado no participará de la administración de la empresa pero si recibirá los beneficios.

Con este plan se responsabiliza a los empresarios de sus pérdidas (porque se compra las acciones de la empresa en la quiebra), se mantienen la mayoría de los puestos de trabajo y el Estado puede terminar haciendo un negocio redondo, al comprarla en la quiebra y sacarla a flote. Creo que este es el norte para salir de la crisis de este sector, no me extraña que en los próximos días los otros dos gigantes de Detroit tomen el mismo rumbo, quiebra y reestructuración.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: